Porsche MacanLa firma alemana Porsche busca repetir con el Macan la apuesta ganadora, alejada de los parámetros habituales de la marca, que supuso el lanzamiento del modelo Cayenne. El nuevo modelo Macan, ubicado en el ambiguo terreno de los SUV, se sitúa entre dos aguas: sus dimensiones (4,68 m. de longitud) son algo superiores a los Evoque, X3 y Q5 de Range Rover, BMW y Audi, respectivamente (el Macan se ha desarrollado bajo la nueva plataforma ideada para la nueva generación Q5), pero sin alcanzar las dimensiones de “hermanos mayores” como el X5. Los nuevos modelos SUV de marcas Premium como el GLA de Mercedes o el C-X17 de Jaguar se situarían en cotas inferiores de tamaño.

Los diseñadores de Porsche parece que han seguido la máxima de “lo que funciona, no lo toques”, por lo que apenas veremos cambios de envergadura en el frontal del nuevo automóvil. Diferencias, las habrá en la zona trasera del Macan, con una caída más pronunciada del techo y unos grupos ópticos alargados. En el interior destaca la consola central heredada del modelo Panamera y un maletero de proporciones no excesivamente generosas para un coche de su tamaño: 500 litros de capacidad.

Interior del nuevo modelo de PorscheEn cuanto a motorizaciones, la gama de salida será bastante reducida, con apenas tres opciones: Porsche Macan S, V6 biturbo con 3,0 litros y 340 caballos de potencia, consumo medio de 8’2 litros y un precio de 68.100 euros; Porsche Macan Turbo, con propulsor de 3,6 litros y 400 caballos, consumo medio de 9’2 litros y precio de  93.100 euros. Finalmente, la variante diesel se presenta en el Porsche Macan Diesel, con motor de 248 CV y un consumo contenido de media de 6’1 l/100 km. y un precio de 65.600 euros. El uso del aluminio en la carrocería del nuevo modelo de Porsche permite por ejemplo, que el modelo Turbo sitúe su peso por debajo de los 1.700 kg. Todos los modelos incorporan llantas de 21 pulgadas, caja de cambio automática de 7 velocidades y sistema de tracción integral.