BFS Petróleo Azul - "made in Spain"¿Alguna vez ha deseado tener su propio pozo de petróleo, o hacer aparecer petróleo de la nada? Bueno, agárrese a su silla, porque esto es exactamente lo que un grupo de científicos españoles y franceses intenta hacer en un enorme centro de investigación cerca de Alicante, en el este de España.

¿Creen que es mentira? No lo es, en realidad parece bastante posible. Lo que intenta hacer el equipo del ingeniero petroquímico francés Bernard Stroiazzo-Mougin es recrear, o sintetizar, el proceso natural en el que el petróleo se formó hace millones de años – ¡ah sí! y también acelerarlo de modo que se haga en cuestión de semanas, en vez de los miles de años que se necesitan para transformar la materia vegetal muerta en petróleo, carbón y, finalmente, diamantes.

Hemos descubierto tal cantidad de procesos químicos y biológicos de la naturaleza que ahora es posible crear una enorme variedad de productos, desde fresas a diamantes, sin la materia prima original. Ahora parece ser que los equipos de investigación de la compañía española BFS (Bio Fuel Systems) van a hacer lo propio con el petróleo. De hecho, ya han conseguido sintetizar el petróleo acelerando el proceso de transformación natural del fitopláncton.

Biocombustible limpio creado a partir del CO2El sistema utiliza un auténtico bosque de tubos que albergan millones de algas microscópocas, sujetas a un proceso acelerado simulado que se alimenta de dióxido de carbono para producir petróleo auténtico. El desafío será ahora el producir petróleo a escala industrial, pero en estos momentos la planta cerca de Alicante ya utiliza en el proceso grandes cantidades de dióxido de carbono procedente de una fábrica de cemento cercana, y se cree que, dentro de pocos años, unas instalaciones que abarquen un área de 50 kilómetros cuadrados podrá producir alrededor de 1,25 millones de barriles de petróleo al día, aproximadamente lo que exporta diariamente Irak, uno de los principales productores de petróleo del mundo.

El sistema promete producir biocombustible a la vez que absorbe enormes cantidades de dióxido de carbono en el proceso, haciéndonos menos dependientes de los combustibles fósiles procedentes de regiones políticamente inestables, y ofreciendo una alternativa más limpia – y todo esto se está llevando a cabo en el este de España.