Como suele ser habitual, el mundo de los gadgets informáticos y los medios de comunicación, foros de Internet y páginas web tecnológicos sigue agitado tras el reciente anuncio de la salida al mercado de una versión más reducida del popular iPad.

Este largamente esperado añadido a la familia de tablets de Apple llega finalmente a España el 2 de noviembre, después de que durante mucho tiempo la compañía no confirmara ni negara su fecha de lanzamiento, de hecho ni siquiera habían hablado acerca de su desarrollo. El cofundador de Apple, Steve Jobs, siempre se mantuvo firme en su idea de lo innecesario de tener un dispositivo intermedio entre el iPhone y el iPad, pero desde entonces el mercado de las tablets de 7 pulgadas ha explotado.

Las tablets de menor tamaño, y menor precio, fabricadas por Amazon y Samsung, han causado un fuerte impacto en la posición de Apple en el mercado, aunque el iPad sigue dominándolo. Aquellos que especularon sobre el tamaño del nuevo ‘Ipad Mini’ acertaron al predecir que tendría una pantalla de entre 7 y 8 pulgadas en diagonal, menor a las 9,7 del iPad (de hecho mide 7,9 pulgadas), cámara, conectividad WiFi y el polémico conector Lightning que utiliza el reciente iPhone 5.

El precio seguramente será lo que determine el éxito de esta versión reducida del iPad de Apple, y su posición en la actual gama de productos. Tendrá que encontrar un hueco entre el iPad con pantalla de retina (que cuesta a partir de 499€), el iPhone 5 (desde 669€) y el iPod Touch (desde 319€) y, aún más importante, deberá competir con otras tablets de 7 pulgadas que ya están en el mercado. Muchos compradores potenciales esperaban que estuviera disponible por un precio de entre 200 y 250€, pero la versión WiFi más económica tendrá un precio de 329€.

Los comercios minoristas estaban ansiosos por el lanzamiento de este nuevo modelo, que llega a principios de noviembre, justo a tiempo para impulsar las ventas navideñas. El nuevo iPad Mini será sin duda una opción muy popular entre “jugones”, aficionados de los productos de Apple y lectores de libros electrónicos que busquen una opción elegante y de diseño menos aparatosa y más ligera que los iPad originales.