AtardecerDesde hace mucho tiempo hemos asociado los viajes con el mar, el sol, los monumentos turísticos, el relax y, en general, los turistas, esa figura que dista mucho de ser la más querida del mundo. En lugar del hotel frente al mar convencional, la escapada al campo o el tour por la ciudad, hemos intentado encontrar una nueva forma de viajar que se adecue a los tiempos modernos y hemos abordado la experiencia de hacer turismo desde una nueva perspectiva.

Mientras que muchos siempre buscan el lujo extremo, lugares escondidos o sitios en los que vivir emocionantes aventuras, esta selección de experiencias turísticas intenta acercar al viajero a la madre naturaleza y minimizar el impacto de estos en el medioambiente sin renunciar al confort. Además, hemos visto cómo el turista contribuye, de hecho, al entorno que visita, algo que cada vez es más popular entre los viajeros experimentados.

Ciertamente, tanto las personas con una fuerte moral como aquellas que han viajado por gran parte del mundo en primera clase y han disfrutado de su tiempo, ahora están ansiosos por convertir sus viajes en una experiencia más significativa que el ritual “voyerista” en el que se ha convertido el turismo durante las últimas décadas. Las vacaciones que incluyen una contribución activa, por lo tanto, están tan de moda como tomar cócteles en una terraza o descubrir nuevas perspectivas de nuestro maravilloso planeta.

UNA VENTANA AL OCÉANO

Terraza con unas impresionantes vistasHoy en día, estamos familiarizados con los minimalistas resorts de lujo que parecen flotar en las cristalinas aguas de las Maldivas o algunas islas del Pacífico con playas de arena blanca y altas palmeras como telón de fondo. Los resorts de Per Aquum llevan este concepto un paso más allá, combinando resort y océano en un magnífico espectáculo visual que hace que las populares películas de Bond cobren vida.

Estos resorts, situados en los Emiratos Árabes Unidos y las Maldivas, ofrecen una fabulosa fusión entre tierra y agua, un verdadero paraíso oculto digno de las aventuras del espía inglés, así como unas increíbles vistas. Construido entre la playa y el océano, Huvafen Fushi es un lujoso resort que le permitirá sumergirse en las playas de arena blanca, buscar refugio en la vegetación tropical, disfrutar de los salones en medio de preciosas terrazas que se funden con el mar o descansar en su propia habitación desde donde podrá contemplar el fondo marino.

Estos lujosos ‘camarotes’ cuentan con la elegancia y el estilo de un magnífico yate o crucero, además de estar tan cerca del mundo submarino, normalmente asociado con trajes de neopreno, gafas, botellas de oxígeno y aletas. No hay muchos lugares como estos en los que usted podrá contemplar otro mundo con una copa en la mano, como el afable capitán Nemo a bordo de un Nautilus cinco estrellas equipado con spa y un elegante restaurante.

www.peraquum.com

UN VERDADERO PALACIO FLOTANTE

Vistas de la ciudad desde el MS The WorldLo que le falta a los transatlánticos es privacidad, si bien los mejores yates no pueden competir con los cruceros cuando se trata de la diversidad y escala de las comodidades. Lo mejor, por lo tanto, sería un barco privado con las dimensiones e infraestructuras de un crucero, pero esto solo es posible en el reino de la fantasía, por ahora. Lo que más se acerca a esta definición del barco perfecto es el MS The World, un precioso crucero que fue bautizado como ‘World of Residensea’ y que, actualmente, es propiedad y está gestionado por una comunidad residencial de no más de 300 residentes.

Equipado con todo lo que uno desea de un crucero, la embarcación de aproximadamente 43.500 toneladas no tienen un número usual de empleados y pasajeros, es decir, unos 2.000-3.000, sino que solo 250 empleados prestan un servicio de seis estrellas para un promedio de 100-200 propietarios y sus invitados. En vez de contar con camarotes o, incluso suites, el alojamiento está formado por lujosos apartamentos de diferentes dimensiones y configuración que están completamente equipados con balcones y jacuzzis con vistas al océano.

A esto sume un pequeño ‘hotel’ para los invitados, una fantástica oferta de restaurantes y cafeterías, varias piscinas, spa, salones, peluquerías, cine, biblioteca, centro de negocios, museo, un bar para caballeros, instalaciones deportivas (incluido un campo de práctica de golf), terrazas, gimnasios y un puerto de atraque de última generación para practicar deportes acuáticos. No cabe duda de que se trata de un paraíso flotante en el que incluso los adultos se sentirán como un niño en una tienda de caramelos. Además, nunca se sentirá atrapado en un lugar, sino que viajará por el mundo con un itinerario en constante cambio acordado de antemano. Podrá disfrutar también de las instalaciones de los mejores clubes de yates, de golf y clubes exclusivos en la mayoría de los puertos de escala, lo que le hará sentir verdaderamente como un miembro de la realeza.

www.aboardtheworld.com

DESCUBRIENDO EL INTERIOR

Reflejos en el lagoNatural Retreats ofrece una serie de lugares y experiencias para descubrir el mundo de una forma diferente. Combinando el lujo rústico con la belleza y el impacto que provoca la tierra salvaje, Natural Retreats le acercará a la naturaleza sin renunciar al confort. Los destinos son muy variados e incluyen paraísos remotos como Tulloch en las montañas de Escocia, donde las elevadas cumbres nevadas están rodeadas de páramos salpicados de lagos que ven el cielo reflejado en sus heladas aguas y se abren a un magnífico mundo de cuento de hadas y castillos, ruinas y soledad.

Encontrara alojamiento en lujosas propiedades, donde las típicas “cottages” se han convertido en un acogedor hogar desde el que explorar los parques nacionales de los alrededores. Se trata de una alternativa casi tan bella como el Norte de América. El Greystone Inn es un lujoso refugio natural en el Lago Toxaway en las impresionantes montañas Blue Ridge de Carolina del Norte. Aquí podrá disfrutar del placer de jugar al golf, tenis, croquet, practicar vela, comer en elegantes restaurantes y relajarse con los tratamientos spa, así como hacer senderismo, montañismo o pescar. Al atardecer también podrá disfrutar de una copa a bordo de una lancha caoba, donde los invitados podrán beber champán y contemplar el precioso paisaje al estilo de la Bell Époque.

www.naturalretreats.com

CONTRIBUIR CON EL MEDIOAMBIENTE

JaguarPara aquellos con una inclinación activa hacia el medioambiente, hay una nueva experiencia que está arraigando rápidamente. Las vacaciones para la conservación de la naturaleza le permitirán viajar a lejanas y maravillosas tierras dónde podrá estar en contacto con la naturaleza, nuevas culturas y los lugareños, e involucrarse en ayudar a preservar los frágiles ecosistemas y hábitats. En lugar de ser un mero turista que contempla su alrededor, las vacaciones de este tipo permiten a los visitantes viajar y ver cosas nuevas, mientas sienten que están viviendo una nueva y gratificante experiencia que marcará una diferencia.

Contribuir en el mundo es más que simplemente admirarlo, y en esto se centran las vacaciones de GVI (Global Vision International). En GVI se ofrece una amplia gama de opciones desde proyectos ecológicos a proyectos comunitarios en África, Asia y América para la conservación de especies en peligro de extinción como el jaguar en la preciosa Costa Rica. La experiencia hotelera, generalmente cabañas tropicales y comidas simples y humildes, puede que no sea de lujo, pero el sentimiento de participación e implicación compensa todo, permitiendo a los visitantes voluntarios trabajar junto a conservacionistas y aquellos que realizan un arduo trabajo en el estudio y protección de estas maravillosas criaturas.

Los esfuerzos realizados por los visitantes contribuyentes pueden parecer breves, pero ellos forman parte de un programa de conservación coordinado que traza un hábitat protegido para animales cuyo número ha descendido de 400.000 ejemplares, en la década de los cincuenta, a 14.000, número actual de ejemplares en América. El lugar está en el impresionante parque nacional Tortugero en la tropical y salvaje costa caribeña de Costa Rica. Mientras aprenden sobre el ecosistema y ayudan en las actividades de conservación, los visitantes son animados a disfrutar por ellos mismos del entorno, relajarse y hacer turismo, aunque ver los jaguares y el ambiente de compañerismo son citados como lo más gratificante del viaje. En definitiva, se trata de una experiencia que permanecerá con usted para el resto de su vida, unas vacaciones vistas de una perspectiva completamente diferente.

www.gvi.co.uk

Artículo publicado en la 9ª edición de Villae International Magazine, revista oficial de EREN – The European Real Estate Network. También puede leer la edición impresa online de Villae International Magazine (en inglés).