Exhibición de cochesEl Museo Automovilístico de Málaga, que abrió sus puertas en 2010, es una de las últimas ofertas culturales de la ciudad. Es una verdadera propuesta cultural porque la elegante colección que presenta no es un paraíso de la gasolina, sino que es, más bien, un museo dedicado al arte sobre ruedas.

¿Por qué, en una ciudad en la que se encuentran museos como el Picasso y el Carmen Thyssen, visitarías un museo automovilístico? Primero, porque contiene una de las mejores colecciones automovilísticas de toda Europa y, segundo, porque realmente es un lugar lleno de arte y belleza. De hecho, esta impresionante colección de lujosos vehículos abarca décadas y modelos suficientes como para acelerar el corazón de cualquier aficionado del motor. Sin embargo, el Museo Automovilístico de Málaga ofrece una experiencia que los amantes del arte, el diseño y la belleza apreciarán por igual.

El museo está situado dentro de los elegantes contornos de la Tabacalera, la gran y antigua fábrica de tabaco que ha sido reformada con el fin de devolverle todo su antiguo esplendor y que ahora parece más un palacio urbano que una fábrica. Sin duda, es difícil imaginar dónde estaba la fábrica dentro este elegante edificio de finales del siglo XIX, aunque es fácil imaginar los carruajes tirados por caballos y los primeros “landaulettes” y limusinas deteniéndose ante la imponente entrada del edificio. Podemos imaginar también cómo los coches antiguos adornarían este escenario ya que, de hecho, estos se sacan para las ocasiones especiales y los eventos importantes. Los visitantes podrán disfrutar no solo de los faros y los trabajos de cromo de esta exhibición de arte, sino que podrán adentrarse en las salas que reviven los últimos 100 años y rinden homenaje a la belleza y al ingenio mecánico que marcan la corta pero ajetreada historia del motor.

VIAJAR EN EL TIEMPO

Coche de ensueñoCedidos del conjunto del veterano coleccionista portugués João Manuel Magalhães, los aproximadamente 90 coches del museo abarcan todo el período de su historia, desde la aparición de los automóviles hasta la actualidad. De tal forma, el museo registra el cambio constante de un mundo en el que diseño y tecnología evolucionan justo delante de nuestros ojos hasta observar que los antiguos carruajes con motor de la Belle Époque no guardan ningún parecido con los elegantes diseños de 1930 y los años cincuenta.

Uno de los mayores atractivos de este museo es la sensibilidad histórica y el estilo con los que se ha organizado la exposición. Como resultado, no sólo observará los coches si no que también revivirá las sensaciones de aquellos tiempos, ya que las colecciones están ambientadas con escenas de la época, comenzando a finales de 1800, cuando aparecieron por primera vez los carruajes sin caballos, hasta los lúgubres días de la Primera Guerra Mundial.

Ese fue el momento de los elaborados Rolls Royce, De Dion Bouton o Panhard Levasseur, pero también de las ambulancias improvisadas y los famosos taxis de París que transportaron decenas de miles de tropas al infierno de Verdún. Los ánimos se levantan con el arranque de los enérgicos años veinte con el cartelismo, la moda y los accesorios modernos que amenizaron aquel momento, gracias a los que esa época se volvió menos seria y más alegre.

Exquisito FerrariSe trata de una aproximación que hará disfrutar incluso a aquellos a los que no les corre gasolina por las venas. Para ello dispone de algo más que coches, también cuenta con una colección de arte, mobiliario y moda, incluyendo un impresionante catálogo de vestidos y sombreros de diseño clásico. Y aún más, porque en el corazón de todo ello están esas suntuosas bestias mecánicas que son una expresión artística a su propia manera. Imagínese a Al Capone en su Packard, a un presidente americano en un Cadillac y al Señor y la Señora fulanito de tal descendiendo de su Daimler, un playboy italiano a mil por hora por Monte Carlo en un Ferrari o a la aristocracia europea tomando la carretera en Bugattis, Hispano Suizas o Isotta Fraschinis.

Toda esta opulencia hace que nuestra cabeza de vueltas, pero también hay lugar para un pequeño Austin o dos antes de que llegue la esbelta perfección de los años previos a la guerra, cuando una poderosa Auto Unions, magnificas limusinas Mercedes y unos Delages y Delahayes estilo lágrima se añadieron a la lista de fabricantes legendarios de coches. Personalmente, mi exposición favorita es la del período de 1950 a 1960, esta requiere un esfuerzo por mantener la calma mientras admiras los Aston Martins, los Jaguars, Lancias, Alfa Romeos, Porches y, por supuesto, los alocados coches americanos de la época del Rock ’n Roll.

Desde un Roller “flower power”, inspirado en la famosa limusina pintada a mano de John Lennon, hasta los coches de ensueño actuales, los coches de carreras y los coches drag fabricados por el propio equipo del museo, esta desconcertante colección te conduce hasta el presente. Se añade una nota menos seria con los inusuales, pero igualmente impresionantes coches conceptuales y maquetas en una exhibición de poderosos bloques de ingeniería pintados por artistas locales e internacionales.

LA GUINDA DE MÁLAGA

Coche con estiloCon todos estos elementos en juego, el Museo Automovilístico de Málaga es una experiencia que todos los amantes de los coches, el diseño, la artesanía y la tecnología, e incluso aquellos que normalmente no lo son, tienen que saborear. Su estilo y su ubicación hacen que el museo esté dedicado más al arte que a un museo del motor lo que aumenta considerablemente su atractivo.

El señor Magalhães ofreció su colección a diferentes ciudades de Portugal y, posteriormente de España, antes de que Málaga se percatara de su potencial y le ofreciera un hogar sofisticado y apropiado para ella. Por ello, elaborando su programa de mejora y expansión cultural, la ciudad ha sido capaz de traer una de las colecciones privadas más importantes de Europa, superando a otros grandes emplazamientos y reafirmando su creciente reputación como centro del arte, la cultura y el diseño.

Imágenes cortesía del Museo Automovilístico de Málaga: www.museoautomovilmalaga.com

Artículo publicado en la 9ª edición de Villae International Magazine, revista oficial de EREN – The European Real Estate Network. También puede leer la edición impresa online de Villae International Magazine (en inglés).